Cómo reducir las enzimas hepáticas elevadas

Cómo reducir las enzimas hepáticas elevadas

Las enzimas hepáticas normalmente permanecen dentro de las células del hígado. Cuando hay problemas con el hígado, estas enzimas se vierten en el torrente sanguíneo y se detectan con una prueba de laboratorio de enzimas hepáticas. Hay muchas cosas que pueden estresar el hígado y elevar los niveles de enzimas. Los medicamentos como los antibióticos, los medicamentos para reducir el colesterol, los analgésicos, las infecciones, la obesidad, el alcohol y la diabetes son algunas de las causas más comunes de elevación de las enzimas hepáticas. Afortunadamente, cambiar nuestra asociación con estos factores estresantes también puede reducir las enzimas hepáticas elevadas. Seguir los pasos a continuación reducirá los niveles de enzimas y ayudará a fortalecer el hígado.

Cómo reducir las enzimas hepáticas elevadas

Interrumpir los medicamentos de venta libre. Los medicamentos, incluso sin receta, elevan los niveles de enzimas hepáticas e interfieren con la función hepática. Hable con su médico sobre la interrupción de los medicamentos con receta hasta que los niveles de enzimas hepáticas estén bajo control, especialmente los medicamentos para reducir el colesterol, que tienen un mayor impacto negativo en el hígado.

Bajar algo de peso. Un hígado graso elevará las enzimas hepáticas. Según Dennis Lee, M.D., perder del 5 al 10 por ciento de su peso corporal reducirá su nivel de enzimas hepáticas y mejorará su salud general. Reduzca el consumo de alimentos grasos y aumente las porciones de frutas y verduras frescas, que tienen altos niveles de vitaminas antioxidantes que ayudan al hígado a combatir las toxinas.

Ejercitarte diariamente. Agregar una caminata simple y rápida a su rutina diaria no solo ayudará con el Paso 2, sino que mejora la circulación sanguínea. El hígado necesita un suministro continuo de sangre para aportarle los nutrientes que necesita para funcionar bien.

Evite, o limita estrictamente, el consumo de alcohol. Más de un trago de alcohol al día puede causar un aumento significativo de las enzimas hepáticas.

Agregue cardo de leche a su rutina diaria. El cardo mariano es una hierba que protege las células del hígado y promueve su regeneración saludable. Cuando compre cardo mariano, recójalo en una tienda de salud o farmacia establecida y respetada.

Bebe más agua. El agua ayuda a eliminar las toxinas del cuerpo y las toxinas pueden atascar el hígado y afectar su función.

Consejos

Siempre consulte a su médico antes de agregar cualquier suplemento a su rutina diaria.

Advertencias

Nunca interrumpa la medicación sin el permiso de su médico.

Compartir:
Dejar Un Comentario